1 ago. 2011

The Daibijin - Demolition Girl (PS2, 2004)

Creo que a estas alturas a todos nos ha quedado bastante claro que japón es un país tirando a raro. El juego de hoy, aparte de ser tremendamente malo,  es una de las muchas pruebas de que así es... Por diversos motivos.  Se trata de The Daibijin, conocido aquí como Demolition Girl y desarrollado por Tamsoft y D3 Publisher y uno de los 41 (no bromeo, los he contado) videojuegos en los que aparece... Riho Futaba.


¿Quién c*** es Riho Futaba?

       Para responder a esta pregunta antes debemos aclarar algo, y es que a los otakus japoneses hay algo que les encanta: las idols, es decir, chicas monas que además de ser monas cantan, actuan, hacen de modelo, tienen algún talento chorras, o hacen porno. Y sólo hay una cosa que les guste tanto o más que eso: las idols inventadas. Que viene a ser lo que dice el nombre, y normalmente sirven de "mascota" para una marca o producto. Eso sí, siempre se encargarán de darle una biografía, una personalidad y unas aficiones, para hacerla mas "cercana" al otaku que quiera imaginar que es su novia. El ejemplo más famoso de lo que digo es Miku Hatsune, imagen del programa Vocaloid que se ha hecho extremadamente popular, pero ha habido otros como Reiko Nagase (de la saga Ridge Racer) y la que hoy nos interesa, Riho Futaba, mascota de la empresa D3 Publishing que ha participado en juegos de todo tipo: simuladores de citas, lucha, tenis, snowboard, ritmo, survival horror... Y esto. 



¿Pero vas a hablar del juego o no?
      La premisa del juego es parecida a la de la película de culto Attack of the 50 foot woman, y se nos explica en una secuencia de video (que en la versión PAL fue convertida a una serie de imágenes estáticas para ahorrar espacio y así poder meter el juego en un CD): Riho, posando en una playa para una sesión de fotos, encuentra una extraña criatura claramente alienígena y claramente peligrosa, pero como la chica no es muy brillante se acerca para tocarla. Error, porque el bicho le clava uno de sus aguijones, convirtiéndola en una gigante alta como un rascacielos, bikini incluido. A partir de ahí será nuestra misión, como miembro de las Fuerzas de Autodefensa de Japón, hacer lo posible para proteger a los civiles del monstruo y detener a la adorable y atontada chica gigante mientras patalea y hace aspavientos.
      Como muy orgullosamente anuncia la caja, el juego se divide en 6 "increíbles misiones de combate". Tranquilos, aquí la caja no nos miente, aunque es cierto que tanto "increíbles" como "de combate" puede sonar a exageración, ya que la primera misión consiste en pilotar un helicóptero alrededor de la confusa "criatura" (ya que tus superiores no acaban de determinarlo que es, y hablo totalmente en serio) para "obtener datos", es decir, para tomar sus medidas. ¿Cómo? Acercándonos tanto como podamos a ella y apuntando nuestro poderoso láser-medidor a sus pechos, caderas y cintura. Muy necesario todo.
      En la segunda misión nuestros jefes nos piden que durmamos a la criatura que "sospechan" podría ser Riho Futaba. Para hacerlo, pilotando el mismo helicóptero debemos dispararle docenas de jeringuillas gigantes en diversos puntos vitales, a saber: pechos, cara, culo y muslos. BEST PLAN EVER. Aunque bastante desagradable si te paras a pensarlo. La tercera misión nos hace llevar un caza para combatir contra un ejército de alienígenas, la cuarta el helicóptero de nuevo para luchar contra Riho "poseída" por el alien, la quinta repite pero con un tanque que se mueve solo y arrolla decenas de coches que huyen, y finalmente en la última volvemos a nuestro fiel helicóptero para administrar el antídoto a Riho, una vez más por medio de jeringuillas gigantes y destruir definitivamente al alienígena causante de esto (que también ha crecido). Tras eso otra serie de imágenes estáticas nos hacen saber que Riho está sana y salva, y que podrá retomar su carrera como modelo, pese a los incontables bloques de pisos habitados que ha derrumbado con sus torpes pasos. Menos mal, estábamos sufriendo.
Riho observa curiosa al helicóptero que
dispara jeringuillas gigantes a sus pechos.
      En total, reintentos incluidos, unos 45 minutos de juego. Por lo menos te libras rápido de él. Y es que los controles del helicóptero, que la mitad de las veces apunta donde quiere, harán que desees lanzar el mando contra el televisor. Por su parte, el caza parece que no se mueva en absoluto, y el tanque... decir que tiene controles es pasarse, ya que en realidad se mueve solo y tú solo tienes que apuntar a un punto fijo y disparar durante los 7 minutos que dura la misión. Además de las armas estándar dispones de otras extra, como unos altavoces que con su música dejarán embobada a Riho un rato (ya hemos comentado que no es una chica muy brillante) o un trozo de tarta que la distraerá. 
      Pero que el juego sea corto no significa que su vida útil se acabe allí, no señor. Recordad que hablamos de japoneses, y el juego propone una serie de retos (como terminar un nivel en un tiempo determinado) que, una vez superados, proporcionarán al jugador nuevos modelos de bikini (como no) para nuestra chica gigante. Para terminar, os dejo con el trailer (esta vez el oficial), para que veáis en directo hasta que punto se puede hacer algo absurdo, malo y denigrante. Y no hablo sólo de mujeres, yo también me siento algo violado por haber jugado a esto.

¿Quién ha sido?
D3 Publishng es una compañía japonesa que básicamente se dedica a hacer juegos de bajo presupuesto (de hecho la mayoría de sus juegos forman parte de una colección de juegos a bajos precios llamada "Simply 2000"), muchísimos de los cuales cuentan con Riho Futaba entre sus principales atractivos. Aparte de eso, entre sus mayores éxitos destacan los Puzzle Quest o Oneechanbara (conocido aquí como Zombie Bikini Hunter).








1 comentario:

  1. No es para todos los gustos28/5/14 7:56

    He jugado este juego y aunque deja mucho que desear en cuanto a graficos y control no es tan malo o tan denigrante como pudiera parecer... de hecho parece inspirado en la clasica pelicula de ciencia ficcion "attack of the 50-foot woman" de 1958... ademas debemos recordar que se trata de un videojuego "BUDGET", de los llamados "economicos". No habra sido un exitazo pero hay que tomarlo como lo que es, un experimento hecho por una cultura misteriosa y a veces bizarra como la japonesa.

    ResponderEliminar